World Stock Indexes

martes, 21 de mayo de 2013

Bull-Market en sectores americanos, ¿burbuja o realidad?

Bull-Market en sectores americanos, ¿burbuja o realidad?

http://www.ambito.com/diario/noticia.asp?id=689117

Por: Roberto A. Ruarte y Julián Yosovitch




Mucho se habla estos días sobra la existencia de una burbuja financiera en los mercados financieros. Se dice que el mercado americano opera con esteroides, evitando una y otra vez el ajuste. Está en gran debate la existencia de una burbuja que, una vez que la misma estalle generará una caída similar a lo evidenciado en 2011 e incluso similar a lo ocurrido con el mercado americano en 2008. No es casualidad la existencia de este tipo de discusiones cuando el mercado americano ha sabido no sólo recuperarse en su totalidad de la crisis de 2008, sino que tanto el Dow Jones como el S&P 500, desde los pisos de marzo de 2009 han generado una suba cercana al 135%. El gran dilema que enfrentan muchos analistas económicos y fundamentales a la hora de explicar semejante avance, es que el mismo es en cierto modo, inentendible basándose en los fundamentos de una economía la cual aún no ha mostrado la fortaleza que solía tener previo al estallido de la sub-prime. Incluso es de gran debate el potencial de crecimiento económico americano y si la misma volverá o no a crecer como solía crecer en el pasado.

Dada la falta de argumentos racionales para explicar la suba actual se apela entonces a la existencia de una burbuja causada por la gran masa monetaria emitida. Cuando en los techos de 2007 se utilizaban argumentos económicos y fundamentales positivos para explicar la suba hasta tales máximos, hoy ante la falta de tales argumentos se apela entonces a la irracionalidad del mercado y la potencial gestación de una burbuja financiera producto de la emisión monetaria. 

Los mercados financieros hacen piso dentro de contextos económicos sumamente negativos, con baja popularidad de los gobernantes, crispación y descontento social, pánico y dudas sobre el modelo y sistema económico, etc. En la misma línea, aunque en sentido opuesto, los techos se generan con indicadores económicos muy positivos, alta popularidad de los gobernantes, exitismo social y euforia, apelando a que "el modelo funciona", entre otros.

El negativismo percibido a fines de 2009 era semejante con lo descripto arriba para poder esperar un piso de mercado, dado que se creía en el fin del capitalismo, colapso del sistema financiero, pánico y miedo rondaban alrededor de las principales plazas financieras, y luego la crisis y desaceleración económica. Allí fue el piso.

Ahora bien, el mercado americano esta dentro de un gran bull-market, accediendo a máximos históricos. La pregunta clave que debe preguntarse el lector para poder confirmar un colapso y un regreso a lo ocurrido en 2008 es: ¿Acaso estamos dentro de un contexto económico próspero, de alto crecimiento, exitismo social y con alto nivel de popularidad de parte de los gobernantes? ¿Hay euforia en la sociedad? Si la respuesta fuese afirmativa entonces podríamos esperar un techo histórico y posteriormente un colapso de parte del mercado. 

Pero la respuesta es negativa, y, por consiguiente la respuesta ante las sospechas de una burbuja financiera y un regreso a lo ocurrido en 2007-2008 queda descartado. No estamos en un contexto político, económico y social eufórico que permita colocarnos en una situación de cautela ante la posibilidad de un techo histórico. La burbuja de las punto.com si existía exitismo social, y gran crecimiento económico. Pero en estas instancias ello no ocurre. No hay euforia y por ende no habrá un techo de mercado. 

Ello no quiere decir que el mercado no pueda corregir. El mercado no es lineal, el mismo puede generar un ajuste, pero el mismo deberá ser entendido como oportunidad de compra y no como el inicio de un colapso financiero.

Muchos sectores del mercado americano se encuentran muy firmes y dentro de una parte de la secuencia alcista importante, evitando que el mercado corrija, mucho menos que colapse. Son justamente los sectores que han sido bastante castigados a lo largo a la última crisis.

XLF - ETF sector financiero: Justamente, uno de los sectores más perjudicados por la crisis fue el financiero, generando una caída cercana al 85% en toda la crisis financiera desde los máximos de 2007. La actualidad del mercado encuentra al sector financiero en una clara tendencia alcista y dentro de una fase fuertemente ascendente y, en parte es por ello que el mercado americano le cuesta mucho ajustar. Cuando los bancos están firmes, difícilmente el mercado genere un ajuste, en contra incluso de las mejores proyecciones fundamentales. Concretamente consideramos que el mercado continuará ascendiendo en el mediano y largo plazo con intenciones de acceder a escollos superiores ubicados en los 20,50-21 dólares y 22 dólares más tarde, siendo los máximos de 25,75 dólares la resistencia de mayor peso en el largo plazo para el XLF, coincidente con el 61,8% de fibonacci de toda el bear-market.

Cualquier ajuste, desde estas instancias será considerado como oportunidad de compra y el mismo será entendido como parte de una onda 4 la cual deberá quedar ser limitada y contenida en los 19,00-18,40 dólares o potencialmente en los 17,45, junto al 38,2% de todo el ultimo avance y desde donde deberemos ver un regreso de la tendencia alcista rumbo a los máximos mencionados, caso contrario, podremos ver un ajuste mayor, encontrando en los 16,60 dólares al soporte de mediano y largo plazo de mayor peso para el índice y desde donde las subas deberán quedar finalmente reanudadas, como tendencia principal.

XLV - ETF sector salud: Otro sector que se encuentra en un gran bullmarket es el sector salud (Health Care Sector, en inglés). Se puede apreciar que el mercado ha canalizado desde mediados de 2011 colocándose por encima del canal alcista y replicando el mismo tamaño de suba en el canal alcista superior, también dentro de una onda 3. De largo plazo continuamos siendo alcistas para este mercado, considerando que cualquier recorte será considerado como parte de la onda 4, para luego la tendencia alcista continúe rumbo a nuevos máximos. En este sentido, consideramos que en casos de posibles recortes, estos deberán quedar contenidos en los 47,00 o potencialmente 45,35 dólares, siendo los mínimos de 42 dólares el soporte de mediano plazo de mayor importancia y desde donde la tendencia alcista deberá quedar reanudada en busca de colocarse por encima de los máximos alcanzados esta semana de 49,60 dólares en una primera instancia, para luego ampliar las subas hacia nuevos máximos en torno a los 50,50-51 dólares y 54 dólares más tarde, por lo menos. 

XHB - ETF sector construcción de casas: Este sector fue uno de los más golpeados en la última crisis, perdiendo un 84% de su valor aproximadamente. En los mínimos de 7,80 dólares el índice genero un importante piso de mercado y desde allí se inicia la gran recuperación y bull-market actual. El XHB se encuentra dentro de una onda 3, colocándose marginalmente por encima del 61,8% de fibonacci de toda el bear-market, mostrando una clara señal de fortaleza de mediano y largo plazo. En este sentido, consideramos que el avance se ampliará con intenciones de llevar a los precios rumbo a zonas superiores en torno a los 35 dólares en una primera instancia y 37,20 dólares más tarde, junto a escollos importantes de mediano plazo para el ETF. De largo plazo el mercado intentara regresar a los máximos históricos de 46-47 dólares. 

Cualquier recorte desde estas instancias será considerado como transitorio y contra-tendencial, el cual deberá ser limitado y contenido en los 30,60 dólares o potencialmente 29,40, y desde donde la tendencia alcista deberá ser reanudada, rumbo a los máximos mencionados, caso contrario, vemos en los 27,80-27,30 dólares el soporte de mayor peso en el corto plazo para el índice y desde donde la tendencia alcista deberá quedar finalmente reanudada, tal como lo proyectado.

XLP - consumo de primera necesidad: Se encuentra en un mercado alcista histórico y dentro de la fase ascendente de mayor fortaleza. De igual manera que para el resto de los sectores, somos alcistas para el mercado y consideramos que cualquier recorte será considerado como parte de una corrección en contra-tendencia, para luego continuar con la tendencia alcista rumbo a nuevos máximos. En este sentido, entendemos que el mercado continuará con el avance con miras a acceder a los 45 dólares y 47-48 dólares más tarde, al menos. Junto a la parte superior del canal.

Vemos que los indicadores técnicos se muestran con una cierta saturación y sobre-compra, pudiendo generar un recorte aunque el mismo será más bien considerado como parte de un recorte contra-tendencial y limitado a los 40 dólares o potencialmente 38,90, siendo los mínimos de 37 dólares el soporte de mayor peso para que desde allí las subas deberán retomar su curso como tendencia principal rumbo a los máximos mencionados y valores más ambiciosos para adelante. 

El mercado americano se encuentra en una clara fase de expansión y muchos sectores dentro de la misma plaza financiera están mostrando una importante fortaleza alcista, evitando una y otra vez que tanto el S&P 500 como el Dow Jones realicen un ajuste. 

Muchos analistas están fallando al recurrir a argumentos fundamentales o económicos para poder explicar este comportamiento alcista de parte del mercado, apelando entonces a la existencia de una burbuja y en parte permitiendo entender a la suba actual como irracional. 

El mercado es 100% irracional y tanto el Dow Jones como el S&P 500 continuaran con la tendencia alcista y con la fortaleza actual. Muchos indicadores técnicos se muestran saturados, incluso el nivel de consenso alcista se ubica en niveles altos. Ello si bien es una señal de alarma ante un posible ajuste, es claro de un comportamiento de fuerte tendencia alcista dado que el mismo permanece y convive saturado, generando una y otra vez nuevos máximos. 

En el mediano plazo, ante cualquier ajuste lo entenderemos como parte de una contra-tendencia, limitado a los soportes mencionados, para que más tarde la tendencia alcista actual sea retomada rumbo a nuevos máximos y valores más ambiciosos para adelante. Veamos...