World Stock Indexes

martes, 11 de diciembre de 2012

La irracionalidad se refleja en Europa: ¿en las puertas de un bull-market?

La irracionalidad se refleja en Europa: ¿en las puertas de un bull-market?

Por: Roberto A. Ruarte y Julián Yosovitch


http://www.ambito.com/diario/noticia.asp?id=666898

  • Hoy en día vemos un mercado internacional que se encuentra muy diverso. Por el lado europeo, y pese a la precaria situación económica y política, el mercado ha gene-rado importantes subas desde los mínimos de junio-julio pasados, pudiendo haber generado un importante piso de mediano y largo plazo.

  • Esta hipótesis es coincidente con lo que venimos sosteniendo desde esta columna, así como en nuestras char-las, capacitaciones y demás seminarios en los que hacemos fuerte hincapié en que el mercado hace piso dentro de contextos socioeconómicos y políticos deprimidos. Los pisos importantes en el mediano y largo plazo se hacen con acumulación de malas noticias tanto en gravedad como en cantidad, con malos datos económicos, crisis social, crisis política y descreimiento sobre el futuro de la economía, hasta el punto de considerar que el sistema no funciona, o hacer referencia a la década perdida como se está haciendo referencia hoy en día al futuro europeo, sobre todo en aquellos países con mayor nivel de endeudamiento, como España, Grecia, Portugal, Italia, etcétera. 
    Las Bolsas europeas han subido con fuerza desde los mínimos de julio, entre un 25% y un 38%, colocándose hoy en día junto a resistencias claves. 
    Según Dow, una tendencia será bajista cuando los pisos y los techos sean descendentes, mientras que una tendencia será bajista cuando los pisos y los techos sean ascendentes. Justamente, la tendencia bajista se verá vulnerada cuando un techo anterior sea superado, y el piso previo no sea perforado. Del mismo modo, una tendencia alcista quedará comprometida, cuando el movimiento próximo no logre generar un piso adicional, colocando a los precios debajo de los mínimos del movimiento previo. 
    Es por ello que si el mercado se encuentra dentro de una clara tendencia bajista, y luego viene una recuperación, toda la atención se centrará en el comportamiento de los máximos previos, como obstáculo clave de corto y mediano plazo, ya que ante su superación, implicará que la tendencia ya no es bajista y que los alcistas se están haciendo con el control del mercado. Esto mismo es lo que estamos observando en el mercado europeo dado que la mayoría de los índices del Viejo Continente se ubica junto a máximos previos, intentando vulnerar la tendencia bajista de largo plazo y finalmente habilitar avances mayores rumbo a zonas superiores, fortaleciendo la tendencia alcista iniciada en los mínimos de junio, todo ello dentro de un contexto de malas noticias, tal como lo mencionado arriba. 

    Tendencia bajista 

    Si vemos que lo que le está ocurriendo al principal índice de la Bolsa londinense, el FTSE100, vemos que el mismo se encuentra enfrentando una muy importante línea de tendencia bajista. 
    Otro de los datos técnicos a considerar en este caso es la cantidad de veces que el mercado ha reconocido la línea de tendencia en cuestión. El FTSE100 ha reconocido siete veces el escollo actual y cuanto más cantidad de veces sea reconocida una línea de tendencia, mayor fortaleza tendrá tal figura técnica, a la vez que se ubica junto a máximos previos. Consideramos clave la superación de los máximos actuales de 5.950 puntos primero para ir a buscar más tarde los máximos de 
    6.000 unidades. Luego con la superación de ambos escollos, veremos una aceleración alcista hacia la parte superior del canal alcista rumbo a los 
    6.100-6.120 puntos, y valores más ambiciosos para adelante intentando acceder a los 
    6.400 puntos y de largo plazo los 6.700 puntos, junto los máximos previos a la crisis de 2007-2008. 
    En caso de que el mercado nuevamente reconozca el escollo actual, podremos ver bajas, aunque de manera limitada hasta los 5.800 puntos o potencialmente 5.725-5.600 puntos, para que desde allí las subas queden reanudadas rumbo a los máximos mencionados, caso contrario, alertaremos por pérdidas mayores hacia la parte baja del canal en torno de 5.560-5.450 unidades, zona de soporte importante para el índice inglés. 
    El caso del Cac Francés es similar al FTSE100 aunque vemos que el primero se encuentra ya superando los máximos previos, y por encima del 61,8% de Fibonacci toda la baja desde los máximos de febrero de 2011, ubicándose hoy en día en 3.610 puntos. 
    Consideramos que veremos una aceleración alcista rumbo a zonas superiores llevando al índice hacia niveles superiores en torno a los 
    3.750-3.800 puntos primero y valores más ambiciosos de largo plazo rumbo a los 
    4.000-4.100 puntos, junto a los máximos de 2010, gran escollo de largo plazo para el índice galo. 
    En caso de posibles bajas, éstas deberán ser transitorias y limitadas a los mínimos de 
    3.500 puntos o potencialmente la zona de mínimos de 
    3.440-3.330 unidades, junto a la onda 4 de menor grado, para que desde allí las subas sean reanudadas rumbo a los máximos mencionados, caso contrario, alertaremos por un ajuste mayor hacia los 3.200 puntos, y desde donde las subas deberán ser finalmente retomada como tendencia principal. 
    Sin dudas, hoy España es uno de los mercados con mayor potencial dado el gran negativismo alrededor de la economía ibérica, sin embargo, el mercado ha gene-rado importantes avances dentro del contexto actual, ubicándose junto a resistencias claves de mediano y largo plazo. 
    Es hoy en día el dinero inteligente el que está participando en el mercado español y vemos como el Ibex35 se encuentra junto a resistencias importantes coincidentes con la línea de tenencia bajista del triángulo en onda 4, junto a la línea inferior del canal bajista de corto plazo y junto a los máximos previos de la onda 3 de corto plazo. Por lo cual, consideramos clave la superación de los 8.000-8.250 unidades, ya que ante tal escenario, veremos una aceleración alcista rumbo a 8.500 puntos y 9.000-9.350 unidades más tarde, gran resistencia de mediano y largo plazo para el ín-dice en cuestión. 
    En caso de posibles bajas, vemos que el Ibex35 encuentra soporte en 7.700-7.500 puntos, mientras que los mínimos de 7.265 unidades son soportes de mayor peso y desde donde deberemos ver un regreso de las subas como tendencia principal. 
    En la medida en que el resto de los mercados continúen generando las subas mencionadas, el mercado alemán con su principal índice el DAX también generara avances importantes y técnicamente vemos que tal hipótesis se ve fortalecida bajo la enorme figura en triángulo con definición alcista que presenta el selectivo en cuestión. 
    De igual modo que el resto de los índices, vemos que el DAX se encuentra enfrentando importantes resistencias junto a los máximos previos de 7.600 unidades y que de ser superado, quedará habitado alzas adicionales rumbo a 7.800-7.900 y 8.150 puntos más tarde junto a los máximos previos a la crisis de 2007-2008, sin descartar una continuidad alcista rumbo a valores más ambiciosos para adelante. 
    En caso de posibles recortes, vemos soporte en los mínimos de 7.300 puntos o potencialmente en 7.175-6.945 unidades, junto a la onda 4 de menor grado y desde donde la tendencia alcista deberá quedar finalmente reanudada rumbo a los máximos propuestos. 
    Somos alcistas para Europa de largo plazo dado que vemos que el mercado pudo haber generado un piso importante y ha realizado una gran recuperación, colocándose hoy en día junto a máximos previos. Con la superación de los escollos mencionados quedará confirmando un avance mayor rumbo zonas superiores. ¿es irracional pensar un bull-market para Europa dentro de este contexto económico y social? Es irracional. Pero así opera el mercado y así hay que pensar para ser exitosos dentro del ámbito bursátil. Veamos..